GP de Portugal: Sólida victoria de Hamilton; Alonso, octavo

El piloto de MercedesLewis Hamilton, ha sumado su segundo triunfo del curso tras Baréin, 97º en la Categoría Reina, tras imponerse con una sólida actuación en el GP de Portugal de F1 disputado este domingo en el Circuito de Portimao.

Por detrás ha concluido Max Verstappen (Red Bull Racing), quien no ha podido sumar su segunda victoria consecutiva tras el GP de la Emilia-Romaña. Por su parte, Valtteri Bottas, que partía desde la pole con el otro W12, ha cerrado el podio.

Gracias a una destacada conducción, Checo Pérez ha rozado las plazas del champán, con su RB16B. Y aunque perdió posiciones en la salida y reanudación de la carrera con varios rivales, parece merecido el premio como ‘piloto del día‘.

Otro de los nombres destacados de la jornada ha sido Lando Norris. El británico de McLaren ha concluido un puesto más abajo que el mexicano de Red Bull, afianzándose en la tercera posición del Campeonato con 37 puntos, cinco más que Bottas, cuarto. Su crecimiento como corredor está siendo espectacular, extrayendo lo máximo del MCL35M en cada compromiso y sin apenas cometer errores.

Respecto a los españoles, cara y cruz. En una carrera de más a menos, Carlos Sainz se ha quedado sin puntuar. A pesar de arrancar quinto, el de Ferrari ha finalizado con los neumáticos muy desgastados y en la undécima posición, cinco puestos peor que su compañero Charles Leclerc, sexto.

Como el ’55’ ha manifestado: “todo lo que podía salir mal, ha salido mal”. De hecho, ni la estrategia, parar el primero y montar los neumáticos duros (‘undercut’), ni el rendimiento del SF21 con dichas cubiertas, han resultado óptimos. Al menos, ha dejado su impronta personal con una gran arrancada, en la que favorecido por los compuestos blandos, supero a Pérez.

Por el contrario, su amigo Fernando Alonso, ahora en Alpine, que partía decimotercero ha mejorado cinco puestos para acabar octavo. Buen domingo y gran remontada para el asturiano en una jornada de mucho trabajo, sacrificio y notables adelantamientos para finalizar entre su compañero Esteban Ocon y Daniel Ricciardo (McLaren) noveno. El ritmo que no encontró con su Alpine durante la ‘qualy’, apareció en la carrera. Brotes verdes en la formación francesa.

Precisamente, Ricciardo ha logrado una escalada incluso mayor que la del bicampeón español. No en vano, el australiano ha cruzado la meta en noveno puesto, mejorando siete respecto a la salida.

Como resumen del día, Hamilton ha aumentado hasta los ocho puntos su renta al frente de la Clasificación de Pilotos. Ahora suma 69 por los 61 de Max, reforzando así su hegemonía en la batalla por el Campeonato. Eso mismo se puede decir de Mercedes. Este ‘doblete’ les hace recuperar oxígeno respecto a la escudería azul.

Por el contrario, los de Milton Keynes llegaban con una dinámica ganadora tras su éxito en Ímola y no han podido mantenerla en una resbaladiza pista, donde fue muy difícil alcanzar la temperatura óptima en sus neumáticos.

En líneas generales, nuevo fracaso para Aston Martin. Ni Lance Stroll ni Sebastian Vettel han sumado un solo punto.

Bottas mantiene la primera plaza en la salida

En la salida del GP de Portugal de F1, Bottas conservaba la pole desde la que partía, conteniendo a su compañero Hamilton y a Max Verstappen (Red Bull). Unos metros más atrás, espectacular arrancada de Carlos Sainz. El ‘55’ superaba al RB16B de Checo Pérez, ascendiendo a la cuarta posición.

Y cuando en el segundo giro todavía se libraban varias batallas en la zona media de la prueba, Kimi Raikkonen se chocaba con Antonio Giovinazzi. El incidente de los dos Alfa Romeo provocaba la salida del coche de seguridad, el cual se marchaba cuatro vueltas más tarde.

En ese sexto giro, Bottas apuraba mucho el tiempo para reanudar la carrera. Esto permitía a Verstappen acercarse mucho y superar al de Stevenage con un gran exterior. Tras el dúo cabecero, Sainz perdía dos plazas ante el empuje de Norris (McLaren) y Pérez.

Herido en su orgullo, Hamilton imprimía un gran ritmo para devolverle la moneda a Max en la vuelta once, recuperando así la segunda plaza. Ajeno a esa batalla, Bottas viajaba con 0,709 segundos de renta. Tras ese ‘big three’, se situaba Norris, precediendo a Pérez y Sainz, que había perdido dos plazas en la relanzada.

Sin embargo, solo dos giros después, el finés ya tenía en los retrovisores a su compañero, quien marcaba una vuelta rápida tras otra. Desesperado, tras los Mercedes Max cedía ya 1,518 segundos. Norris, cuarto frenaba a Checo con más ritmo, pero incapaz de adelantarle.

Nada cambiaba en la zona alta transcurridas diecinueve vueltas. Bottas mandaba con siete décimas respecto a Hamilton, ambos perseguidos de lejos por Mad Max. Pero sólo una más tarde, el británico devoraba al 77 con un gran exterior al final de la recta principal.

Inmediatamente, Hamilton lograba un segundo de renta sobre Bottas, hundido. Mientras, Verstappen desesperado tras el finés de Mercedes veía cómo el británico se escapaba con más de tres segundos.

Tras ellos, Pérez había recuperado la cuarta plaza, precediendo a Norris y Sainz. En el giro 22 el madrileño pasaba por boxes para montarle los compuestos medios y tratar de hacerle un ‘undercut’ a Norris.

Buena parada de Ferrari de 2.2 segundos. Norris estaba obligado a volar para defenderse. La respuesta de McLaren llegaba en el siguiente giro. El inglés realizaba un pit-stop un segundo más lento. A pesar de ello, Norris salía por delante de Sainz… por muy poco.

Superado el primer tercio de la carrera, Bottas hacía de tapón con Max para que Hamilton se escapara con casi tres segundos de colchón respecto al neerlandés.

En la cuarta plaza se mantenía Pérez, perseguido por Leclerc, Ricciardo y Gasly. Por su parte, Fernando Alonso había visto a priori arruinadas sus opciones tras Giovinnazi. En el giro 26 paraba Leclerc, regresando a pista con los neumáticos duros tras Sainz.

Hamilton firmaba una gran vuelta rápida tras otra hasta lograr tres segundos de ventaja con su compañero y casi cuatro respecto a Max. El holandés se acercaba de nuevo al finlandés. Solo 0,482 segundos entre ambos.

En el ecuador del GP de Portugal de F1, vuelta 33 de 66, todo seguía igual en las alturas. Los dos Mercedes por delante de Max y cuarto, a catorce segundos el otro Red Bull de Checo Pérez.

Daniel Ricciardo (McLaren) y Alonso, cerraban el top-6, puesto que ninguno de los dos había pasado por los garajes. Lance Stroll (Aston Martin), Lando Norris (McLaren), Carlos Sainz y Charles Leclerc (Ferrari), completaban las diez primeras plazas.

Carrusel de pit-stops

En la vuelta 36 paraba, Max para montar los neumáticos duros. La respuesta de Mercedes llegaba en la siguiente vuelta, también con compuestos duros. Bottas regresaba a la pista por delante de Max, pero éste le superaba en un gran movimiento.

Por su parte, Hamilton realizaba su visita a los boxes en el giro 38. Regresaba al frente de la prueba, por delante de Max y Bottas. El heptacampeón británico y el neerlandés estaban separados por cuatro segundos. Ambos lucharían por la victoria. Para entonces, Sainz le cedía la octava plaza a Leclerc.

Lideraba la prueba Checo, ya que no había parado en boxes. Tras el mexicano, Hamilton, con más de cuatro segundos de renta sobre Max. Mientras, Bottas se acercaba a los dominios del holandés. Sin duda, los dos Mercedes extraían más rendimiento de los compuestos duros que los Red Bull.

En la vuelta 51, el hexacampeón pasaba a Pérez para auparse al liderato de la carrera, mientras que Alonso rebasaba a Ricciardo para escalar a la novena posición. Y poco después hacía lo propio con su amigo Sainz para situarse octavo. Con las posiciones de honor ya decididas, Bottas pasaba por boxes para buscar la vuelta rápida a tres para el final.

En el penúltimo giro, Max realizaba una parada por boxes para montar compuestos nuevos. Y aunque firmó la vuelta rápida, fue anulada por superar los límites de la pista. Por tanto, Bottas se adjudicó ese punto extra.

Respecto a Carlos, en la vuelta final vio cómo Gasly le dejaba fuera de los puntos. Instantes más tarde, Hamilton sumaba así su 97ª victoria, por delante de Max y Bottas. Pérez concluida a las puertas del cajón, con Norris cerrando el top cinco. Mientras, Alonso cruzaba la meta octavo entre su compañero Ocon y Ricciardo, noveno.

Imágenes del GP de Portugal de F1: F1.

Dejar una opinión