500 Millas de Indianápolis: Palou roza el triunfo ante un histórico Castroneves

Después de 198 vueltas al mítico trazado del Indianapolis Motor Speedway, todo se decidió en la penúltima vuelta de las 500 Millas de Indianápolis, la carrera más famosa del planeta que forma parte de la Triple Corona, junto al GP de Mónaco de Fórmula 1 y a las 24 Horas de Le Mans.

Fue entonces cuando el brasileño Hélio Castroneves (Meyer Shank Racing) adelantó al español Álex Palou, quien comandaba la prueba en esos instantes. Solo le faltaron unas escasas cuatro décimas.

De ese modo, el catalán rozó con las yemas de los dedos un triunfo que se le escapó por muy poco. A pesar de ello, el barcelonés puede estar bien satisfecho. No en vano, con su segundo puesto ha firmado el mejor resultado en la historia del automovilismo español… en su segunda participación en el mítico óvalo.

Con esta sensacional actuación, el piloto de Chip Ganassi Racing continúa consolidándose en la élite del campeonato estadounidense de monoplazas. Tanto es así que ha recuperado la primera plaza de la Clasificación General que llegó a ostentar durante varias semanas tras imponerse en la cita inaugural en Alabama.

Respecto al único adversario más rápido que Palou en el ‘brickyard’, decir que ha igualado el récord de los más grandes en este escenario legendario. Así Hélio Castroneves ha firmado su cuarto triunfo tras los certificados en el 2001, 2002, 2009 y 2021, uniéndose al selecto club que conformaban hasta ahora A.J. Foyt, Al Unser y Rick Mears.

Especialmente meritoria esta hazaña del paulista que accedió al Fast Nine (sesión de clasificación) por primera vez desde 2017 y en una nueva aventura profesional. El que tuvo, retuvo y guardó para… su madurez. A sus 46 años recién cumplidos el pasado 10 de mayo, ha demostrado a lomos de su Meyer Shank Racing encontrarse en un extraordinario momento de forma.

Dixon pierde la primera plaza en la salida

En la salida, el poleman Scott Dixon ha sido superado por Colton Herta y por Rinus Veekay, quien se ha puesto al frente de la mítica prueba. Tanto el neozelandés como su  compañero español en el Chip Ganassi Racing se lo han tomado concierta tranquilidad. 200 giros al legendario óvalo son muchos. Por ello, nuestro compatriota caía de la sexta a la octava posición, siempre cerca del grupo de cabeza.

Precisamente, la temprana parada en boxes de Veekay provocaba indirectamente que otros rivales siguieran sus pasos. Uno de ellos, Stefan Wilson se pasó de frenada en el pit-lane y chocó contra el muro, provocando la primera bandera amarilla.

Entonces Dixon y Alexander Rossi pasaron por boxes cuando todavía no estaba abierta esa calle. Dicha circunstancia, unida a una mala parada, situó a ambos al fondo del pelotón. Al contrario que el neozelandés, su compañero catalán realizaba una parada de boxes tranquila.

https://twitter.com/movistar_F1/status/1399045927663509508

De ese modo, se reincorporaba en sexta posición sin sobresaltos, mientras que Colton Herta mandaba en el grupo. Tras ondearse la bandera verde, Conor Daly y Rinus Veekay superaban a Herta para situarse primero y segundo, respectivamente.

Para esos momentos, Castroneves comenzaba a elevar el ritmo, mientras que Palou ascendía a la quinta plaza. Puesto que ese segundo stint, Palou viajaba en modo ahorro de combustible, sus rivales pararon por segunda vez antes que él. Ese fue el motivo por el que Álex lideró fugazmente la prueba. Pero al margen de la anécdota, lo importante es que no perdía contacto con la zona alta.

La Armada Chevy toma el mando en el ecuador

Completado el ecuador de las 500 Millas de Indianápolis y tras el segundo pit-stop, los monoplazas propulsados por los motores Chevrolet comenzaban una fuerte ofensiva. Daly, VeeKay y Patricio O´Ward (Arrow-McLaren SP) volaban, pero vigilados por Castroneves, Herta y Palou.

El momento crucial de la ronda se produjo en la tercera visita a los ‘garajes’. Los dos hispanoparlantes, Palou y O´Ward incrementaron mucho su ritmo para recuperar algunas posiciones. Y tras completar sus pit-stops, Graham Rahal sufría un accidente en esa misma labor, ya que uno de sus neumáticos había quedado suelto.

Ese incidente aconteció cuando Palou se había situado primero por el baile de posiciones tras las paradas. Detrás del español, se situaba Hélio Castroneves con O´Ward, tercero. Durante el periodo de bandera amarilla se han mantenido esas posiciones.

Pero en la reanudación de la carrera, sus dos perseguidores superaban a Palou, en gran medida gracias al rebufo. No obstante, demostrando su carácter y calidad ha recuperado el liderato unos giros después.

Y ahí se mantuvo hasta el giro número 149 cuando ha entrado en los boxes para cumplir con su cuarta parada. Sin embargo, cuando todos los rivales le emulaban se reinstauraba el orden anterior. Nuestro representante volvía a dominar el pelotón.

Épico duelo entre Palou y Castroneves

Con 40 giros para la bandera a cuadros y un pit-stop final pendiente, todo seguía igual. El español primero en su segunda presencia en las 500 Millas de Indianápolis perseguido por Castroneves y O´Ward.

El zarpazo del veterano paulista estaba por llegar. Y se produjo con sólo 31 vueltas en juego. Transcurridos tres vueltas, Hélio realizaba su parada. Entonces, Palou, que retrasó su pit-stop un giro en el que voló, salía de boxes por delante del brasileño. Sensacional jugada.

Sin embargo, en el siguiente paso por meta, Castroneves recuperaba la cabeza. Desde ese momento el intercambio de golpes y posiciones -5 veces- entre ambos resultó épico. Como espectadores de lujo se habían situado Takuma Sato, Feliz Ronsenqvist y Simon Pagenaud.

https://twitter.com/movistar_F1/status/1399091899793817601

Inmersos en un duelo vibrante, Palou se situaba líder a cinco vueltas para el final. Parecía que podía ser definitivo para lograr su primer triunfo en las 500 Millas de Indianápolis. Sin embargo, Castroneves le ha superado en el penúltimo giro, viéndose beneficiado por un grupo de doblados que perjudicaron a Palou.

En definitiva, Hélio cruzaba la línea de meta el primero para hacer historia con su cuarto triunfo. Sin embargo, la actuación en su segunda participación de Palou, quien rozó la hazaña, fue impresionante. Cerrando el top 3 se ha situado Pagenaud, precediendo al mexicano O´Ward. Por cierto, el favorito Scott Dixon ha concluido decimoséptimo.

Imágenes 500 Millas de Indianápolis: IndyCar.

Dejar una opinión