Citroën abandona el WRC tras la marcha de Ogier

A pesar de que ya tenía perfilado el programa para el Mundial de Rallys de 2020, Citroën WRT ha anunciado que abandona el campeonato con carácter inmediato. Según un comunicado emitido por la escudería de Versalles, detrás de su decisión está la precipitada salida del equipo de Sébastien Ogier. Su piloto estrella había decidido unilateralmente no cumplir el año de contrato pendiente. Vamos, una ‘despedida a la francesa’ en toda regla.

 

 

En la mencionada nota de prensa, la formación del doble chevron ha explicado que ante la inexistencia de pilotos de primer nivel disponibles (para ser fichados), han acordado cancelar su proyecto en el WRC.  Con esas manifestaciones referidas a la calidad de los corredores que podrían estar libres en el mercado, los franceses han dejado mal parados a unos cuantos protagonistas de la especialidad.

Un sueño roto

Así las cosas, el retorno del hexacampeón al Citroën WRT no ha sido el deseado. Y eso a pesar de que se inició el curso de 2019 como un cuento de hadas. De hecho, logró en el Rally de Montecarlo la victoria número 100 para estructura gala, precisamente, en el centenario de la compañía. Sin embargo, solo se trató de un espejismo efímero.

Con el discurrir del calendario, la superioridad del binomio Ott Tänak-Toyota resultaba patente… y también la impotencia de Ogier. La falta de rendimiento de su C3WRC le hacía luchar en desigualdad de condiciones, privándole del champán.

 

 

Procedente de M-Sport, Seb había regresado a su hogar para lograr su séptima corona con una tercera formación. Pero pronto observó que dicho objetivo resultaría imposible. Es más, comprendió que su talento descomunal no podría compensar la falta de competitividad de la máquina. A partir de ese instante comenzó a fraguarse el divorcio entre el trabajador -de lujo- y la empresa.

Consciente de ello, comenzó a exigir medidas que… tardaban demasiado en materializarse. Las quejas del corredor de Gap cada vez resultaban más amargas y continuas. La desconfianza en el equipo crecía a medida que se le escapaban las opciones de luchar por el Mundial.

La avería en Cataluña que precipitó el adiós de Seb

La ruptura final se produjo en el Rally de España. Allí una avería le apartó definitivamente del Mundial que se llevó Tänak. Se rompía así una relación que había comenzado a resquebrajarse muchos meses antes. Un ácido tuit publicado por la esposa de Seb, con un emoticono de varios excrementos suponía el epitafio al matrimonio Ogier- Citroen WRT..

 

 

Se cumplía así el refrán que dice: “Las segundas partes nunca fueron buenas”. La decepción y el hastío de Ogier ante una estructura en decadencia, lejos de la grandiosidad de otros tiempos, le ha hecho tirar la toalla. De hecho, solo ha podido sumar tres triunfos (Montecarlo, México y Turquía)

Fruto de esa desesperación, meses antes -durante el verano- había tratado de poner en marcha una negociación con Hyundai. Sin embargo, no fructificó, por lo que se llegó a plantear su retorno a M-Sport.

Toyota, posible destino de Ogier

Regresando al presente, la opción que más fuerza cobra es la de Toyota. Y aunque no tiene una gran relación con el jefe de la escudería japonesa, Tommi Makinen, la vacante dejada por Tänak, podría ser una buena y única salida. De hecho, en las últimas horas se han intensificado los rumores apuntan en esta dirección.

Así, algunas fuentes insinúan que este fichaje podría hacerse público en los próximos días. Las altas prestaciones del Yaris WRC, coche campeón del mundo en 2019, podrían ofrecerle una gran oportunidad si no desea despedirse de la especialidad por la puerta de atrás.

 

 

Por cierto, una de las grandes víctimas de la marcha de Citroen WRT es Esapekka Lappi. El corredor finlandés se ha quedado sin equipo y casi sin opciones de encontrarlo cuando solo resta mes y medio para el inicio de la nueva campaña.

Para finalizar, ahora que Citroën se ha marchado del WRC, podría apoyar algunas estructuras privadas en la categoría reina. También se especula con su llegada al WRC2.

Imágenes: Citroën WRT

Dejar una opinión