Los lubricantes sintéticos se adaptan a las exigencias de los motores pesados y de la norma Euro

El mundo del motor cada vez es más eficiente y evolucionado. La mecánica progresa sin parar y en parte también lo hace impulsada por exigentes normativas y por la concienciación general de un mayor respeto medioambiental. En este contexto igualmente han ido mejorándose y progresando los lubricantes. En el caso de MatraX Lubricants su línea de productos se ha adaptado a las exigencias de los motores, como por ejemplo los motores pesados fabricados a partir de la Norma Euro en sus distintas ediciones.

En este sentido destaca la gama MatraX Heavy Sintesis MSAPS, con sus versiones 10W40 E9, 10W30 E9 o 15W40 E9, que poseen un bajo contenido en cenizas sulfatadas, fósforo y azufre. Se trata de aceites de composición sintética de alta gama y elevada tecnología que proporcionan gran protección a los motores diésel pesado de altas prestaciones.

Respetuosos con las emisiones exigidas

Si algo confiere a los MatraX Heavy Sintesis MSAPS la categoría de evolucionado es su formulación especial para motores Euro V de vehículos pesados y también para las demandas que exigen los motores Euro VI. Conviene recordar que estas Normas Euro son programas de medidas aprobadas por el Parlamento Europeo en las que se marcan los requisitos técnicos necesarios para homologar los vehículos de motor en tema de las emisiones. Con ello se evita que haya diferencias de criterio entre los estados miembro de la Unión Europea.

Otra de las ventajas de los Heavy Sintesis MSAPS es, por ejemplo, la destacable estabilidad térmica que le otorga su cuidada formulación. Gracias a ello, estos lubricantes mantienen la viscosidad incluso con las condiciones más severas. Es decir, que en épocas de frío extremo, como las actuales en el hemisferio Norte, se facilita el arranque en frío lo que les protege incluso hasta 30 grados bajo cero. A todo ello habría que unirle que las características del propio aceite, sintético, y su especial aditivación hacen posible alargar la vida del motor.

Dejar una opinión