Marc Márquez, otra vez operado del brazo; será baja en Brno

Jarro de agua fría. El hecacampeón de MotoGP, Marc Márquez, ha pasado nuevamente este lunes por el quirófano, tan solo trece días después de una primera intervención (21 julio) también en Barcelona.

El motivo, reemplazar la placa de titanio dañada “por acumulación de estrés en la zona operada” y que había sido fijada tras fracturarse el brazo derecho por una grave caída durante el GP de España (19 julio), ronda inaugural del calendario, dos días antes.

Así lo ha transmitido a través de este comunicado público su propio equipo, Repsol Honda:

“(Marc) ha sido intervenido este lunes por segunda vez del húmero derecho, después de que se le haya encontrado dañada la placa de titanio por acumulación de estrés. El Dr Xavier Mir y su equipo del Hospital Universitario Dexeus han substituido con éxito la placa de titanio y Márquez deberá ahora permanecer 48 horas antes de recibir el alta“.

Las alarmas saltaron este pasado lunes (3 agosto) durante el examen médico al que fue sometido por el propio Dr. Mir, -responsable de la anterior operación también en el centro hospitalario de la Ciudad Condal- antes de viajar al GP de la República Checa que se disputa este fin de semana (7- 9 agosto).

https://twitter.com/box_repsol/status/1290374672614400010

En dicha exploración se detectó que tenía dañada la placa de titanio insertada en la cirugía del pasado 21 de julio para fijarle la fractura sufrida en el húmero de su brazo derecho cuando se cayó a más de 250 km/h en Jerez. Después de comprobar el deterioro de dicho implante, el médico decidió sustituirla por otra.

Según reza la mencionada nota de prensa, el ilerdense deberá permanecer unas 48 horas para ser nuevamente evaluado y, si todo ha ido bien, recibir el alta para comenzar con la recuperación en su domicilio en Cervera.

Aunque en el escrito no se ha especificado si se perderá la cuarta cita del calendario, todos los indicios apuntan a que así será. Verle subido a su máquina en apenas cinco días en el Circuito de Brno resulta prácticamente imposible.

Así lo han afirmado fuentes conocedoras de la situación física del corredor de 27 años que cifran en un 99,9 por ciento sus posibilidades para ausentarse de la carrera centroeuropea.

Cabe recordar que en la primera operación -dos días después de lesionarse en una caída grave en el GP de España- se le colocaron diecisiete clavos para reducir la fractura.

Sea como fuere, la noticia ha caído como una bomba apenas una horas después de que el 93 publicara unas imágenes en las que continuaba con su recuperación física del brazo, realizando ejercicios de fuerza, elasticidad y potenciación muscular en un gimnasio.

https://twitter.com/marcmarquez93/status/1289865005307842560

Comunicado del Dr. Mir, responsable de la operación:

“Marc Márquez fue operado hace 13 días y hoy ha tenido que volver a pasar por el quirófano. La primera operación fue satisfactoria, lo que no se esperaba era que la placa fuera insuficiente. Una acumulación de estrés en la zona operada ha provocado que el implante cediera, consecuentemente se ha producido una fractura per-implante, por lo que hoy se ha procedido a retirar la placa de titanio y substituirla por una fijación nueva”.

“El piloto en ningún momento ha sentido dolor durante este periodo. Ha seguido siempre las indicaciones médicas y las sensaciones de su cuerpo. Desgraciadamente, un sobre estrés ha provocado esta rotura. Ahora toca esperar 48 horas para calibrar el tiempo de recuperación“, ha manifestado el doctor Mir.

Una reaparición precipitada que podría costarle un Mundial

El 93 forzó al límite los plazos de recuperación para intentar regresar a la pista solo cuatro días después de su visita al quirófano. De hecho, desde ese martes hasta el sábado, día en el que se volvió a subir a la Honda, durante los entrenamientos del GP de Andalucía, solo transcurrieron cuatro jornadas. Y finalmente tuvo que desistir de participar en la carrera porque no se encontraba en las condiciones óptimas.

Para muchos fue una decisión equivocada y precipitada, habida cuenta de que precisamente la premura en su vuelta a las pistas después de su primera operación el 21 de julio podría estar detrás de este contratiempo que supone además un grave revés deportivo.

Pero, su gesta y pundonor caló hondo dentro del paddock y fuera de él. No en vano, incluso sus rivales, esos a los que ha cortado el camino hacia la corona en los últimos años, reconocieron el valor que había demostrado con esa tentativa. Incluso su enemigo íntimo, Valentino Rossi, se quitó el sombrero con el desafío del español.

Pienso que la decisión de los médicos fue algo extrema. Pero ver cómo está después de someterse a una operación como la suya, es increíble ya como ser humano”.

En este sentido, no se puede obviar que ausentarse de una segunda carrera y sumar un tercer cero en su casillero, supondrá prácticamente decir adiós a sus posibilidades para revalidar su corona.

De hecho, actualmente el líder del Mundial, el francés del Petronas SRT, ya acumula 50 puntos y a ellos ha de añadir otros tantos que presumiblemente logrará el próximo domingo. Pero el problema no solo está en el francés, sino en otros rivales como Maverick Viñales que también transitan por la zona alta de la Clasificación.

Además tendrá en el acortado calendario de esta atípica temporada otro gran enemigo. Cabe recordar que debido a las especiales circunstancias que confluyen por la maldita pandemia, el atípico certamen solo estará compuesto de quince citas, de las que restan 12+1.

Por tanto, dispondrá de menor terreno para tratar de alcanzar una remontada que sería histórica y que a día de hoy se presenta como una quimera.

Ahora mismo todas las miradas del ilerdense y de su entorno están puestas fuera de la pista. Todos sus esfuerzos se centrarán en lograr una perfecta recuperación, pero sin adelantar los plazos como trató de lograr el catalán en la anterior ocasión. Suerte campeón.

Imágenes Marc Márquez: Box Repsol.

Dejar una opinión