OFICIAL: Suzuki confirma su marcha a finales de 2022 

Diez días después de que saltara la noticia, ha llegado la esperada confirmación oficial. Este jueves, Suzuki Motor Corporation ha emitido un comunicado en el que anuncia su intención de abandonar el Mundial de MotoGP a la conclusión de la presente temporada.

El texto, en el que aducen razones económicas, deja traslucir que la decisión de los japoneses es irrevocable.  

Según ha trascendido, inicialmente la firma de Hamamatsu tenía previsto dar a conocer su adiós 24 horas después del estallido de la bomba informativa el pasado 2 de mayo. Sin embargo, la respuesta del promotor, Dorna, recordando la imposibilidad de dejar unilateralmente el certamen, frenó sus planes algo más de una semana.

No en vano, los nipones repararon en la existencia de una cláusula que contempla una penalización económica en caso de que un equipo se ‘fugue’ sin negociarlo con el organizador de la competición. 

Así las cosas, todo se ha retrasado hasta la víspera del GP de Francia que se celebra este fin de semana en el Circuito de Le Mans. Precisamente, ante la inminencia del compromiso galo y la presión para que aclararan la situación, ha llegado la nota de prensa.

Condicionados por la posible sanción, en el escrito han empleado un tono muy diplomático y conciliador, buscando un acuerdo amistoso con Dorna. No hay duda de que ambas partes negocian una solución que erosione lo mínimo su imagen.

Dificultades económicas por el COVID y la guerra de Ucrania

En el citado mensaje han apoyado su inesperada medida en argumentos económicos y en una reorientación de su estrategia tecnológica. La actual coyuntura internacional, en la que la incertidumbre financiera se ha agravado por la guerra en Ucrania tras la crisis generada por la pandemia del COVID, habría golpeado las arcas de la estructura nipona.

Suzuki está en estos momentos en discusiones con Dorna acerca de la posibilidad de abandonar el Mundial de MotoGP a final de 2022. Por desgracia, la actual situación económica y la necesidad de focalizar los esfuerzos en los grandes cambios que afronta el mundo automotriz, fuerzan a Suzuki a reducir costes y personal, con el fin de desarrollar nuevas tecnologías”, según reza el escrito.

Sea como fuere, la ‘espantada’ constituye un durísimo golpe para la Categoría Reina. Perder a uno de los fabricantes históricos deteriora su prestigio y reduce el nivel de la competición.

En este sentido, cabe recordar que Suzuki coronó a Joan Mir como Campeón del Mundo en 2020. Y, es más, regresando al presente, la marca asiática ocupa actualmente el liderato en la General por equipos.

Sin embargo, estos éxitos deportivos no han impedido que los orientales recojan las maletas. Pero no es la primera ocasión en la que actúan así. De hecho, en 2011 hicieron algo similar.

En esas fechas, cumplidas 37 campañas en el Mundial, y a pesar de haberse alzado con varios títulos como los de  Kevin Schwantz o Kenny Roberts Jr. en el año 2000, regresaron a Japón.

Aunque no se han referido a esta espinosa cuestión, el registro policial de su sede central en Europa situada en Italia, podría haber precipitado los acontecimientos.

Dicha inspección buscaba pruebas de una versión japonesa del ‘dieselgate’. Hace unos años saltó ese escándalo que afectó a varios fabricantes automovilísticos alemanes al descubrirse que alteraban los sistemas de medición de las emisiones para ofrecer cifras más bajas de las mismas. En esta ocasión, el ‘asunto’ podría salpicar a la división nipona de vehículos.

Una plantilla sin trabajo y en shock

Consternada por la noticia que cayó como un jarro de agua fría en el paddock, la plantilla de Suzuki en MotoGP (45 asalariados) termina contrato esta temporada y ahora deberá buscarse un nuevo empleo.

Obviamente, entre esos trabajadores damnificados se encuentran sus dos pilotos. Aunque todavía se desconoce su destino, Joan Mir podría convertirse en el nuevo compañero de Marc Márquez, reemplazando a partir de 2023 a Pol Espargaró. Menos claro se presenta el futuro de Álex Rins, vinculado a Aprilia.

Por su parte, el director del equipo, Livio Suppo, fichado hace dos meses para ocupar la vacante de Davide Brivio, quien puso rumbo al equipo de Fórmula 1 Alpine, había firmado un contrato de dos años que deberá resolverse.

Otro de los interrogantes que se plantea es saber qué equipo ocupar la plaza de Suzuki a partir de 2023. Aunque se han abierto varias opciones, una segunda formación de Aprilia suena como la más factible.

Imágenes de Suzuki: Twitter oficial de Suzuki ECSTAR.